Halloween a la española

Halloween se acerca, y es hora de recordar que esto no son sólo imágenes de monstruos, zombies y brujas, sino también tradiciones y comidas. Terriblemente interesante y terriblemente sabroso! Especialmente si estás celebrando este día en España.

 

Recientemente, la tradición americana de celebrar la víspera de Todos los Santos – el Día de Halloween (incluso el nombre de la fiesta es americano) – se ha extendido por todo el mundo. Pero mucho antes de que la gente comenzara a tallar cabezas de calabazas y disfrazarse de Freddy Krueger, España ya celebró el Día de Todos los Santos a su manera.

La noche del 31 de octubre al 1 de noviembre y el Día de Todos los Santos en España es un momento para recordar a los que ya no están y llenar los cementerios de flores. Es un día de fiesta en familia y una comida deliciosa. Y puesto que España es un país con una variedad de culturas, las tradiciones de celebrar el Día de Todos los Santos en cada región son diversas.

Bunyoles de viento, Madrid

Los dulces tradicionales, peculiares buñuelos de aire “Bunyols de Viento” son típicos en esta época del año en muchas regiones de España. La gente local dice, cuando usted come uno, usted salva el alma del purgatorio.

La Castanyada, Cataluña

Un sinónimo para el día y la noche de Todos los Santos en Cataluña es La Castanyada. La fiesta, cuyos protagonistas principales son castañas tostadas, se han celebrado desde el siglo XVIII. Al mismo tiempo, los catalanes recuerdan a sus muertos y celebran la llegada del otoño. El origen de La Castanyada se vincula con un rito a las vísperas del Día de Todos los Santos, cuando toda la familia se reunía alrededor de la mesa recordando a sus muertos y se comía frutos típicos del otoño: castañas y boniatos, cocinados a la parrilla.

En las vísperas del Día de Todos los Santos el típico postre en Cataluña son dulces tradicionales locales: frutas confitadas y panayets que son exquisitas bolas de mazapán cubiertas de piñones y se bebe el vino dulce de moscatel.

Además, la Castanyada se asocia con campaneros. Después de comer hasta hartarse con castañas y dulces, se llenan de tanta  energía que llaman a las campanas de iglesia toda la noche en memoria de los difuntos. Castanyada también se celebra en Valencia, Aragón y las Islas Baleares.

Samaín, Galicia

En la antigüedad, el territorio de Galicia estaba habitado por los celtas y sus tradiciones han sobrevivido hasta hoy. Aquí celebran Samaín – el día de fiesta céltica del final de la cosecha. La fiesta comienza por la noche del 31 de octubre al 1 de noviembre, el último día de la cosecha. El Día de Todos los Santos marca aquí el final de un año agrícola y el comienzo de otro, la transición de la parte clara del año a la oscura. Se cree que por la noche durante Samaín, la frontera entre el mundo de los vivos y los muertos desaparece. En la actualidad, en muchas aldeas de Galicia las familias visitan los cementerios por la noche para orar por las almas de los muertos a la luz de las velas. Algunas tradiciones de celebrar Samaín son similares a Halloween. Durante las fiestas en Galicia se disfrazan de criaturas mágicas y tallan cabezas de calabazas para ahuyentar espíritus malignos. Muchas familias gallegas también celebran Magosto.

Magosto, Galicia, Cantabria, Asturias

Magosto es una fiesta tradicional en algunas regiones del norte de España, así como en las provincias de León, Zamora, Salamanca y Cáceres. En Portugal, esta fiesta se llama Magosto. Durante el magosto el personaje principal es el mismo castaño. La diferencia con Castanyada es que las castañas en el norte de España están fritas en el fuego. Mientras que las castañas se están asando, la gente está bailando y cantando, los más valientes saltan a través de las llamas. Las familias se reúnen alrededor del fuego, recuerdan a los difuntos y cuentan historias. Cuando el fuego se apaga, la gente mancha la cara con cenizas dejadas por el fuego para la buena suerte. Y Magosto no es una fiesta tan dulce como Castanyada. Porque su acompañamiento no son dulces, sino carne de cerdo frito y salchichas.

 Gaztañarre Eguna, País Vasco

Festival de las castañas asadas – tradición gastronómica, gracias a la cual la familia y los amigos se reúnen para celebrar el día de Todos los Santos con una cena temprana, y comen caracoles, motokil (motokil), tortillas de harina de maíz y de postre – castañas asadas (que son protagonistas de la fiesta, claro). Esta tradición está profundamente arraigada en la parte baja del río Deba, en municipios como Eibar, Ermoua o Soralouse (en Gipuzkoa). En la antigüedad,  Gaztañarre Eguna  fue celebrada sólo por hombres; afortunadamente, hoy en día es una fiesta para todos.

La noche de las Ánimas, Becker, Soria

Gustavo Adolfo Becker es un poeta y escritor romántico español. En la víspera de Todos los Santos o la Noche de los Muertos en Soria se rinde el homenaje a una de sus leyendas más famosas de las leyendas de terror soriano “El Monte de las Ánimas”. La montaña donde se desarrollan los acontecimientos de la leyenda existe en Soria. Todos los años por la noche de 31 de octubre en las calles que se iluminan por antorchas y lámparas se reunen marionetas gigantes, esqueletos, monjes templarios y otros espectadores. El puente de piedra es el lugar de su destino, donde junto al fuego se lee esta terrible leyenda. Luego, se crea una “alfombra” de carbón del fuego, a lo largo de la cual los más valientes van descalzos.

Gachas para cerraduras, Jaén

En el pueblo de Begijar, en Jaén, creen que en la noche del 31 de octubre al 1 de noviembre el mundo de los vivos y el mundo de los muertos están conectados. La memoria de los muertos se está volviendo más viva que nunca, y los que todavía están respirando, los recuerdan y los honran visitando las tumbas. Al mismo tiempo, los muertos vienen a visitar a los vivos. Las almas de los muertos son guiadas por las lámparas de aceite en las ventanas de las casas de sus familias. Y así, para que los malos espíritus no entren a las casas, el 31 de octubre los lugareños salen a la calle con ollas llenas de migas gachas, platos tradicionales españoles de pan rallado o harina, para cubrir las cerraduras de sus casas.

Tosantos, Cádiz

La gente local percibe la tradición de disfrazarse en la víspera del Día de Todos los Santos bajo un ángulo interesante. Es el momento de una competición, en la que los puestos y tiendas de vendedores crean escenas cómicas con muñecas de frutas, verduras, carne, pescado y nueces – todo ello ocurre en el mercado central y el mercado de Cádiz Virgen del Rosario (Virgen del Rosari). Así ellos representan y critican a los políticos y a otros personajes de la sociedad española. Por supuesto, la fiesta no puede prescindir de actuaciones musicales, espectáculos y degustaciones de productos locales y el vino.

 La noche de los Finaos, Islas Canarias

Durante la noche del honor de los finaos, cuando las familias se reunen, la mujer más anciana – una madre o abuela – cuenta historias y anécdotas de vidas de los que ya no están. Las historias están acompañadas de aperitivos, nueces, castañas, vino dulce, anís y ron con miel.

Con el tiempo, una acogedora fiesta familiar se convirtió en una verdadera fiesta a gran escala. En las plazas de la ciudad se hacen fuegos, en las hogueras asan castañas. La culminación de la fiesta es la danza tradicional finaos. “¡El que baila está vivo!”.

Así que elija la dirección, viva, baile y ase castañas en el Día de Todos los Santos en España!