LA PERFECCIÓN DE UNA BODA A MEDIDA

El secreto está en no dejar ningún detalle al azar: desde la pedida de mano hasta la luna de miel, todo requiere tiempo y un cuidado especial. Esa es la filosofía de Belle Day a la hora de organizar, diseñar y coordinar una boda, teniendo en cuenta cada detalle: localización de espacio, invitaciones, catering, vestido de novia, fotografía, decoración e iluminación, flores, música y animación, peluquería y maquillaje, joyería, transporte y servicio de chófer, detalles para invitados, servicio de babysitting, traductor… nada queda al azar. Con sus oficinas situadas en el Paseo de Gracia de Barcelona, Belle Day trabaja para aquellos clientes exigentes que desean organizar una boda exclusiva y cuidada hasta el más mínimo detalle, controlando cada servicio y proveedor para conseguir superar las expectativas de los novios.

LA PERFECCIÓN DE UNA BODA A MEDIDA

Además de su especialidad para encontrar palacios y localizaciones de ensueño, Belle Day cuenta con espacios propios en el centro de Barcelona y alrededores. En ambos lugares cabe la posibilidad de disfrutar tanto de jardín privado como de espacios interiores para celebraciones íntimas o más grandes, y siempre planificado según las necesidades y gustos de los clientes. Todo aquello que los novios puedan imaginar, ya sea sencillo o complejo: llegar en helicóptero, soltar 50 mariposas, iluminar el cielo, una lluvia de pétalos, celebrar la boda en una isla, en un palacio o algo tan simple como un enlace simbólico y romántico entre dos en un jardín con flores, música, champagne y un recuerdo para toda la vida… Cualquier detalle es posible y su especialidad aquellos que son únicos y diferentes. Creen en la exclusividad y atención totalmente personalizada, por ello limitan el número de trabajos en el tiempo.

Cada cliente es único y cada boda irrepetible, así pues dedican todos sus esfuerzos y disfrutan con ello: hacen de cada trabajo una experiencia de lujo para los novios.