Roca: 100 años de éxito mundial

Roca inició su actividad en 1917 dedicándose a la fabricación de radiadores de hierro fundido para la calefacción doméstica en su factoría de Gavà (Barcelona). Tras los primeros radiadores de hierro fundido, complementó su catálogo con la producción de calderas y en 1929 entró definitivamente en el cuarto de baño iniciando la fabricación de bañeras. Atenta siempre a los cambios de la sociedad relacionados con la cultura del agua, el principal recurso natural con el que trabaja, Roca asumió en 1936 el reto de producir porcelana sanitaria y en 1954 inició la fabricación de grifería. En la década de 1990 el Grupo desarrolló una primera fase de expansión internacional, basada principalmente en la apertura de delegaciones comerciales y la firma de acuerdos con empresas líderes en sus mercados. Además de Portugal y Francia, la presencia comercial empezó a extenderse por Reino Unido, Alemania, Italia, Rusia, Marruecos, Argentina, Brasil y China.

En 2005 Roca anuncia un ambicioso plan estratégico centrado en el sector del espacio de baño y alcanza el liderazgo mundial del sector en el año 2006.

Hoy en día la red comercial de Roca se extiende por más de 135 países que abastece gracias a sus 76 plantas de producción y a los más de 20.000 trabajadores que emplea en todo el mundo.

En esta ocasión, la “Revista Rusa” habló con Carlos Velázquez, Director de Marketing Corporativo del Grupo Roca

 

En 2017 la compañía cumplió 100 años. De un pequeño negocio familiar de producción de radiadores de hierro fundido, Roca se ha convertido en líder internacional en la industria. ¿Cuál es el secreto del éxito?

A lo largo de estos 100 años hemos vivido situaciones de todo tipo, con épocas muy satisfactorias, pero también con momentos complicados. Creemos que la clave es que nos hemos mantenido fieles a un modelo industrial propio y a los valores de la familia fundadora, como la vocación emprendedora, la independencia, una visión a largo plazo y la capacidad de adaptación.

 

¿Cómo ha sido la evolución de los productos de la firma a lo largo de estos 100 años de historia?

A lo largo de un siglo, Roca ha sabido adaptar su oferta a las necesidades de los usuarios. Juntos hemos participado en la evolución del espacio de baño, que ha pasado a convertirse en un espacio de bienestar personal, mucho más allá de la función higiénica. Además, hemos sabido adaptarnos a las necesidades específicas de los más de 170 países en los que estamos presentes, gracias al conocimiento del mercado y de las particularidades socioculturales de cada mercado. Podemos decir que hemos sido pioneros en apostar por valores como el diseño y la sostenibilidad, creando un equipo de diseño industrial propio a mediados de la década de 1960 e incorporando soluciones para el ahorro de agua y energía en los propios productos

 

¿Cuántos años ha trabajado en la empresa y qué significó este aniversario para usted personalmente?

Empecé a trabajar en el Grupo Roca hace unos 23 años. Para mí, el aniversario ha sido una celebración de todo el trabajo hecho, y de cómo Roca ha sabido mantenerse y seguir creciendo adaptándose a una sociedad en continua evolución. Es emocionante trabajar en una compañía con este nivel de recorrido histórico. Entré a formar parte del equipo de Roca porqué me atrajo el espíritu de la empresa, el saber hacer, la manera de cuidar las relaciones con los partners, su proximidad y sus valores. También por la visión a largo plazo; hoy en día no solo podemos vender productos, tenemos que dar algo más y aportar un valor añadido a todo lo que hacemos.

 

¿De qué está más orgulloso en su trabajo en Roca?

La constancia es una de nuestras máximas. Roca ha logrado convertirse en una compañía global y actor principal del sector del baño a nivel mundial sin perder el espíritu familiar y los valores que llevaron a su fundación. Durante estos 100 años nos hemos anticipado al futuro del baño y ahora nos adentramos en una época donde el producto quedará en un segundo plano respecto al servicio o la experiencia que el espacio de baño pueda ofrecer al usuario. Como profesional, resulta apasionante afrontar retos de tales dimensiones.

 

¿Qué productos se convirtieron en best-sellers de la historia de la marca?

Algunos de los productos más representativos y populares de la historia de Roca han sido la caldera Beta (1917), la bañera Majestic (1927), el Bañoaseo (1945), el lavabo Carmen (1946), la grifería Monomando (1974), las series de porcelana Victoria (1982) y Columbia (1990), el lavabo Kalahari (2001), la grifería Amura (1997) o el W+W (2010), el producto con más premios internacionales.

 

Los productos de Roca están instalados en los edificios más famosos e icónicos del mundo. ¿Nos puede dar algunos ejemplos?

Uno de los proyectos más reconocidos son los baños rojos de la Torre Eiffel, para los que desarrollamos una colección exclusiva.

Los productos de la marca también equiparon la Villa Olímpica de los Juegos de Rio 2016. Proporcionamos todos los productos de porcelana, accesorios, grifería y pisos para los espacios de baño de las más de 3.600 casas en las que los atletas se alojaron durante los Juegos Olímpicos, ubicadas en Tijuca, una zona privilegiada de Río de Janeiro. El desarrollo del proyecto se basó en la sostenibilidad y el uso racional del agua. La Villa Olímpica Río 2016 ha sido la cuarta equipada por Roca después de Seúl 1988, Barcelona 1992 y Beijing 2008.

Otros de los proyectos internacionales de la marca han sido los aeropuertos de Doha y Delhi, diferentes hoteles como el Kilimanjaro Kempinski Hotel o bien la antigua Academia Militar Real de Woolwich, reformada en apartamentos.

En Rusia también hemos desarrollado grandes proyectos en importantes hoteles, como el Marriott Novosibrisk Hotel en Novosibirks, el Hotel Crowne Plaza en Moscú o el Azimut Hotel Sochi en la ciudad de Sochi. También se han hecho proyectos en espacios públicos como el Bolshoi Theatre en Moscú, la Embajada de España o el Circus on Fontanka de Sant Petersburgo. Estadios de fútbol de diferentes ciudades de Rusia también tienen los espacios de baño diseñados por Roca, como el Otkrytie Arena o el Zenit Arena.

 

¿La cultura y la mentalidad afectan a los gustos de los clientes? ¿Podría decir algo sobre los gustos de los rusos?

En cada país los gustos de los habitantes cambian debido a las diferencias culturales y a la mentalidad vigente.  En cuanto a las preferencias estilísticas actuales de los rusos, lo que más les encaja en sus baños son las colecciones de tonos dorados, más cerca del lujo y la alta calidad. También se decantan por los espacios amplios, así que los productos que suelen elegir tienen mayores dimensiones que los que se comercializan, por ejemplo, en los países mediterráneos.

 

Cuéntenos sobre el proyecto Roca Gallery.

Los Roca Galleries son espacios de experiencia de marca, un punto de encuentro y de diálogo constante con el conjunto de la sociedad y con aquellos profesionales con los que comparte la inquietud y el interés por la innovación en el espacio de baño. Más allá de un destacado espacio arquitectónico, Roca Gallery proporciona una experiencia a los visitantes y refleja los retos de futuro de Roca, transmitiendo a su vez la esencia de la marca y sus valores.

Los distintos Roca Gallery representados en singulares edificios en Londres, Shanghái, Beijing, Barcelona, Madrid y Lisboa son parte de la estrategia internacional de Roca y configuran una red global en continua expansión. 

 

¿Planean abrir Roca Gallery en Rusia?

No lo descartamos. Nos guiamos por el negocio y sus prioridades; leemos las necesidades de cada mercado e intentamos tomar las decisiones a su debido tiempo.

Actualmente, en el mercado ruso estamos muy activos. En 2017, se celebró en Rusia la primera edición del One Day Design Challenge by Roca, un concurso que desafía a los estudiantes y a los jóvenes profesionales de menos de 30 años del sector del diseño y la arquitectura a crear soluciones originales y conceptos innovadores relacionados con el espacio del baño, en un solo día. El concurso tuvo muy buena acogida.

 

¿Qué tipo de proyectos humanitarios lleva a cabo la empresa?

Roca impulsa la fundación We Are Water, creada en 2010 para contribuir a la resolución de los problemas derivados de la falta de agua y saneamiento en el mundo. Sus dos objetivos principales son garantizar el acceso al agua y al saneamiento en las zonas más necesitadas del planeta y promover una nueva cultura del agua que permita una gestión sostenible de los recursos hídricos en el mundo y asegure el derecho humano universal al acceso al agua y al saneamiento necesarios para una vida digna y saludable. Hasta la fecha, la Fundación ha realizado 49 proyectos en 21 países de los cuales se han beneficiado 540.000 personas.

 

¿Cómo cree que serán los baños del futuro?

No se puede decir con certeza pero seguramente incorporarán más tecnología, como es el caso de los ya actuales shower toilet. La próxima tendencia serán los baños customizados, adaptados a las necesidades de cada usuario, ya sean platos de ducha o lavabos a medida; todo ello con una gestión óptima del agua para garantizar un mínimo consumo, pero un máximo confort. Por otra parte, cada vez el usuario da más importancia a la experiencia y al servicio que ofrecen las marcas.

 

¿Qué papel jugará Roca en el futuro de los baños?

Como en sus primeros 100 años de historia, Roca mantendrá su espíritu innovador y de compromiso con el mercado, para seguir sorprendiendo con avances que contribuirán no solo a renovar y cambiar el aspecto del espacio de baño, sino también a aportar nuevas maneras inteligentes de utilizar este espacio y desarrollar nuevos productos que permitirán satisfacer las necesidades de todos los usuarios.

 

http://www.roca.es/